Distribuidor Oficial de THEOS® (PL50165) Productos y Servicios... Soporte y preguntas más frecuentes... Noticias e histórico de cambios de la web... Distribución de THEOS® (España y Portugal)
Página de inicio...
Productos y Servicios ofrecidos por Cecalte S.L. como empresa desarrolladora de software a medida.
Soporte de nuestros productos y preguntas más frecuentes.
Histórico de cambios de nuestra web y noticias más relevantes de nuestro sector.
Distribución THEOS® (España y Portugal)
Enlaces a otros sitios de interés.
THEOS - ¿Qué es THEOS?
¿Qué es THEOS®?

THEOS constituye una de las mejores plataformas multiusuario para el desarrollo de aplicaciones en el mundo de la pequeña y mediana empresa. Ofreciendo las aplicaciones demandadas por los distintos sectores de la actividad comercial española en la lengua propia del cliente (castellano, catalán, etc.), con una gran facilidad de aprendizaje, unos sistemas de seguridad de datos sin parangón en el resto de los sistemas operativos y una fiabilidad absoluta. Resultando realmente difícil no encontrar en THEOS las mejores aplicaciones sectoriales.

THEOS es un sistema operativo de 32/64 bits que se encuentra plenamente integrado en los ordenadores basados en procesadores Intel (incluidos los PC, desde el 386 al Pentium). Permite desde 1 a 254 terminales conectados al ordenador central, bien en modo texto (terminales ANSI o PC-terminal), bien en modo gráfico (monitores VGA) o bien como estaciones de trabajo (con Dos©, Windows© o THEOS®). Las conexiones entre el ordenador central y las estaciones de trabajo pueden efectuarse mediante conexiones Ethernet y TCP/IP o por el tradicional cable serie RS-232C.

THEOS es un sistema operativo multiusuario, multitarea (multihebra: un programa puede dividir su trabajo en varios procesos que se ejecutan simultánea y coordinadamente), multisesión (un usuario puede ejecutar simultáneamente varias aplicaciones en primer plano), multilengua (un usuario puede estar trabajando en inglés, otro en castellano , ...). Los usuarios se conectan a cuentas (login) protegidas con palabras de paso, con niveles de privilegio y prioridades en función de sus propias asignaciones.

THEOS permite una excelente utilización de la ofimática más de extendida (Word, Exel, Lotus, etc.) gracias a su plena integración con Windows 3.11, Windows 95, Windows 98, Windows XP, Windows 2000, WIndows NT y Windows 2003 Server, mediante el empleo de estaciones de trabajo THEOS® Work Station.



Introducción

Este documento expone algunas de las razones de mayor peso que justifican la elección y uso del sistema operativo THEOS. La lectura y uso de este documento están destinados al personal "técnico" en empresas de software, integradores de sistemas y organizaciones de usuario final.

En primer lugar, es importante decir que cuanto usted más conozca acerca del mundo THEOS, más se preguntará por qué no ha escuchado más sobre este extraordinario sistema operativo con anterioridad. La respuesta es simple: históricamente THEOS ha dado vital importancia a su departamento de ingeniería del software, no ha invertido todos sus esfuerzos en publicidad y marketing, y ha delegado en distribuidores/desarrolladores la mayoría de las ventas y la comercialización.

Como resultado, lo que el mundo ha visto sobre THEOS se reduce meramente a aplicaciones vendidas por los distribuidores/desarrolladores. Hoy en día, THEOS cuenta con miles de aplicaciones, cientos de miles de instalaciones y más de un millón de usuarios finales en todo el mundo.

Facilidad de uso y matenimiento

Desde sus inicios, THEOS fue diseñado como sistema operativo multiusuario y multitarea para ser usado en pequeñas y medianas empresas sin la necesidad de contratar personal técnico interno. Dependiendo de la forma de estructurar aplicaciones por parte de los desarrolladores, los usuarios finales pueden ser aislados completamente del sistema operativo, interactuando únicamente mediante menús que ofrecen una funcionalidad específica en una determinada aplicación. Muchas de las tareas que normalmente requieren soporte por parte del personal técnico cualificado, como por ejemplo la salvaguarda de ficheros críticos en una aplicación, pueden ser llevadas a cabo de una manera completamente transparente al usuario final.

Muchas organizaciones de usuario final basadas en THEOS no incorporan personal técnico en su plantilla, delegando la labor de soporte en distribuidores/desarrolladores que normalmente resuelven los problemas de forma remota por medio de una conexión segura a través de Internet o mediante el uso de modems. La instalación del sistema operativo THEOS en situación normal lleva solamente diez minutos. El proceso de instalación es tan simple que a menudo los distribuidores/desarrolladores sólo tienen que realizar una llamada telefónica y guiar a una persona (sin necesidad de que esa persona posea conocimientos informáticos). El arranque del sistema operativo THEOS normalmente lleva menos de diez segundos, mientras que el cierre del sistema se completa en menos de cinco segundos.

THEOS siempre ha guiado sus desarrollos bajo la norma de "compatibilidad hacia atrás". Esto significa que para aprovechar las ventajas que ofrece cualquier actualización no es necesaria ninguna codificación adicional o modificación del código existente dentro de las aplicaciones. Esta característica evita la aparición de incompatibilidades, habituales en otros sistemas operativos, y es la regla de oro para asegurar un entorno de usuario final estable y fácil de usar.

Aunque THEOS ofrece un amplio abanico de funciones típicas en otros sistemas operativos, no proporciona un gran número de características realmente innecesarias (que por ejemplo Windows sí ofrece). En Windows, muchas de estas funciones innecesarias acaban transformando el sistema en un sistema operativo demasiado grande ("software de relleno"). Más importante aún es el hecho de que estas características o funcionalidades "extras" provocan que Windows sea más complejo y más difícil de mantener. Un gran número de distribuidores/desarrolladores que solía mantener la misma aplicación en THEOS y en Windows, ha abandonado la opción Windows por dos motivos básicos: el precio de mantenimiento y el tiempo invertido en ese mantenimiento. Otro factor, la complejidad, hace que Windows sea más dificil de probar, dicho de otro modo, es más fácil que Windows presente agujeros en términos de seguridad. El diseño interno lógico y consistente, y la disciplina constante en un reducido número de desarrolladores, permiten que el sistema operativo THEOS sea simple de una forma elegante. A su vez, esto hace que THEOS posea un coste de uso menor, sea fácil de mantener y bastante más seguro.

Facilidad de desarrollo

Debido a su consistencia interna, alta estructuración y sencillez de uso, la construcción de aplicaciones consume menos tiempo en THEOS que en otros sistemas operativos. THEOS soporta el desarrollo de aplicaciones tanto en BASIC como en C. Los desarrolladores que han escrito aplicaciones en otros lenguajes aseguran que, en un sólo día de aprendizaje, son capaces de escribir código para THEOS de forma productiva.

El simple hecho de que THEOS haya estado en el mercado durante más de 25 años, no quiere decir que no soporte todos los últimos interfaces hardware y protocolos de comunicaciones de Internet. Por ejemplo, THEOS soporta estándares como DHCP, DNS, HTTP, HTTPS, FTP, TFTP, POP3, SMTP, Telnet, SMB/NetBios, y muchos otros. Estos estándares permiten que los desarrolladores THEOS construyan rápidamente código alcanzando una gran variedad de objetivos. Estos objetivos incluyen: soporte para mantenimiento de redes, mantenimiento de sistemas remotos, funcionamiento como servidor de páginas web, como servidor/cliente de correo electrónico, implantación de firmware en dispositivos integrados, transferencia de ficheros, y compartición de recursos (como ficheros) con otros sistemas operativos. Otro factor a tener en cuenta es el desarrollo interno que THEOS lleva a cabo para todos sus manejadores, ofreciendo así otra capa de consistencia y compatibilidad que a menudo se echa de menos en otros sistemas operativos como Windows.

THEOS soporta tanto interface gráfico como basado en texto. Puede ser usado en un servidor con clientes "ligeros", e incluso los terminales "tontos" ASCII pueden hacer la labor de clientes. THEOS ofrece conectividad con el mundo Windows y posee un software de emulación que permite la ejecución de todas las aplicaciones de modo real Windows como clientes contra un servidor THEOS. También existe el concepto de cliente seguro en THEOS, cuando la conexión se realiza contra un servidor THEOS. Este sistema operativo está diseñado para ser ejecutado sobre procesadores Intel o cualquier otra arquitectura basada en este tipo de procesadores. Cualquier máquina que use interfaces estándares puede ser un cliente comunicándose con un servidor THEOS. Las aplicaciones pueden ser aplicaciones basadas en web, de tal forma que los usuarios finales perciben la misma sensación y aspecto como si de un explorador web estándar se tratara.

Los requerimientos mínimos para instalar el sistema operativo (100Mb de disco y 32Mb de RAM) convierte a THEOS en una alternativa totalmente viable tanto para dispositivos de propósito específico como para pequeños sistemas portátiles. El sistema operativo THEOS usa un diccionario de datos activo, lo que significa que los datos de entrada pueden ser mostrados de acuerdo con tests estandarizados antes de que sean aceptados por las diferentes aplicaciones. El sistema de manejo de bases de datos interno ISAM ofrece un nivel más de integración, ya que de esta forma sólo se necesita consultar una fuente de documentación, en lugar de las dos fuentes típicas. De igual forma, las incompatibilidades entre estos dos tipos de código desaparecen porque todo el código THEOS proviene de una única organización. A diferencia de otros sistemas operativos como UNIX, sólo hay una versión actual de THEOS. No hay variantes o subversiones en THEOS. Todo el código del sistema operativo ha sido escrito internamente, no hay código por parte de terceros. Todo esto quiere decir que los interfaces software en THEOS son más limpios, más comprensibles, y considerablemente menos complicados que los interfaces de otros muchos sistemas operativos. La unicidad en cuanto al desarrollo del sistema operativo impide que exista cualquier tipo de cuestión legal en cuanto al uso del código THEOS una vez un sistema ha sido vendido ... una situación bastante diferente comparando con el sistema operativo LINUX.

A prueba de virus y/o gusanos

THEOS fue diseñado en sus orígenes de forma parecida a un "mainframe", pudiendo ser configurado mediante diferentes privilegios predefinidos para todo el código ejecutado. El código ejecutable introducido de forma externa (gusanos, viruses y otro software maligno) no será ejecutado en THEOS porque no posee los privilegios requeridos. Esta restricción en la ejecución de código externo es aplicable a los ficheros asociados en correos electrónicos y a procesos en segundo plano generados por la exploración web. También es aplicable a macros que vienen dentro de paquetes software de procesamiento de texto y generación de presentaciones, hojas de cálculo etc... Así que incluso si un virus fuera diseñado con el formato ejecutable único de THEOS, y fuera introducido por una fuente externa, no tendría privilegios de ejecución, y por lo tanto sería completamente inofensivo.

Para ofrecer una mayor seguridad evitando el daño que puedan ocasionar viruses, gusanos etc..., el sistema operativo THEOS usa el modelo de memoria segmentada de 32 bits de Intel. Esto significa que el área donde reside el código ejecutable siempre se mantiene separada del área de datos. De esta forma "spreadsheets" y otros ficheros de datos son siempre sólo datos y no pueden convertirse de repente en código ejecutable. Por otro lado, el sistema de ficheros THEOS cuenta con diferentes tipos de ficheros definidos en tiempo de compilación y no modificables en tiempo de ejecución. Así THEOS asegura que lo que aparentemente son datos no es de hecho un pedazo de código ejecutable malicioso.

Es importante decir que no existe código ejecutable bajo Windows que pueda ser ejecutado bajo THEOS. THEOS posee un esquema único de memoria interna, diferente proceso de manejo de pila, y otras características únicas que provocan que un pedazo de código ensamblado para Windows u otro sistema operativo no pueda ser ejecutado bajo THEOS. Incluso si un usuario autorizado en un sistema THEOS introdujera un virus para Windows en dicho sistema, por ejemplo usando el sistema como servidor de correo, ese virus no tendría ningún efecto sobre la máquina THEOS.

Por defecto los sistemas clientes THEOS están protegidos, evitando así que los usuarios finales cambien diferentes parámetros de configuración. Por supuesto un desarrollador puede permitir que los usuarios finales cambien la configuración hardware local, como por ejemplo la impresora a la que acceden. Este tipo de protección previene que los usuarios ejecuten software descargado no autorizado, como por ejemplo software de intercambio de ficheros de música. Los usuarios finales no están autorizados a usar el intérprete de comandos, requerido para ejecutar cualquier otro programa no incluído en la lista de aplicaciones que un administrador de sistemas permite usar a cualquier usuario final. Este sistema de protección también implica que los usuarios no puedan cambiar ficheros del sistema de tal forma que THEOS quede expuesto. La configuración THEOS que instala un administrador es la configuración que los usuarios finales continúan utilizando, sin cambios. Esto ayuda a asegurar que cualquier código introducido desde el exterior, como viruses y gusanos, no puedan afectar al entorno de procesamiento de usuario final.

El uso de una llave física o virtual es obligado para cada máquina THEOS. El código del sistema operativo comprueba que la máquina es una máquina autorizada antes de que se proceda con la ejecución de ciertas rutinas internas. El desarrollador puede también evitar que el sistema operativo arranque sin un número de serie correcto, el cual se encuentra codificado dentro de la llave. Esta característica ofrece otro grado más de seguridad, asegurando que sólo se ejecuta código autorizado en sistemas THEOS, así como evitando el acto de piratería.

La llave THEOS también provee un mecanismo de prevención contra terceros no autorizados, de tal forma que éstos no puedan configurar un sistema THEOS para intentar o probar posibles métodos de ataque contra el sistema operativo. La capacidad de detectar comportamientos de tipo virus o gusano permite que THEOS bloquee ciertas transmisiones que puedan infectar otras máquinas, evitando así que una máquina THEOS se convierta en un canal de infección, y por supuesto evitando que ese mismo sistema quede infectado. Debido a la diferencia inherente entre THEOS y Windows, las aplicaciones y servicios de red que requieren una disponibilidad continua (por ejemplo, el logon de red) encajan perfectamente en el sistema.

El dominio de Windows en el mercado ha creado una monocultura tecnológica y ha convertido a Windows en un sistema de elección forzada, haciendo estos sistemas más vulnerables a ataques como viruses y gusanos. Al usar THEOS las organizaciones evitan estos ataques. Con THEOS no surge la necesidad de un paquete de software anti-virus y consiguientemente no hay necesidad de actualizaciones periódicas para estos paquetes de software. Las organizaciones que usan THEOS pueden así ahorrar mucho tiempo y esfuerzos costosos asociados a las actualizaciones frecuentes para protegerse contra los últimos viruses. Estas organizaciones también pueden ahorrar el tiempo invertido al intentar arreglar problemas causados por viruses y gusanos, los cuales representan hoy en día unos de los problemas de seguridad más frecuentes. Por todas las razones descritas en los párrafos anteriores, queda claro que THEOS no se ve afectado por la guerra continua (y en aumento) entre creadores de viruses y desarrolladores de paquetes de software anti-virus.

Resistencia a hackers

THEOS tiene constancia de que ningún ataque por parte de hackers ha tenido un resultado satisfactorio. Una revisión rápida en las estadísticas de vulnerabilidad por parte del Equipo de Respuesta de Emergencia de Sistemas (Computer Emergency Response Team) de la Universidad Carnegie Mellon nos revela cero vulnerabilidades del sistema operativo THEOS. Esta información contrasta con la de otros sistemas operativos que poseen cientos de vulnerabilidades y muchos miles de "compromisos" (más información en www.cert.org).

Todos los privilegios son denegados bajo THEOS a menos que sean explícitamente otorgados, una filosofía de seguridad muy diferente a la de otros sistemas operativos. THEOS no permite un gran número de acciones que otros sistemas permiten a la hora de atentar contra la seguridad. Por ejemplo, los usuarios deben cambiar su palabra de paso al conectarse la primera vez con un nuevo identificador de usuario (técnica llamada "palabras de paso caducadas"). Esto significa que solamente el usuario final sabrá su palabra de paso. Así mismo, los administradores no pueden configurar identificadores de usuario compartidos - en su lugar cada usuario debe tener su propio y único identificador. Åstas y otras características nos aportan la seguridad de que los archivos históricos (logs) revelarán las acciones de cada uno de los usuarios por separado.

El control de acceso por defecto se basa en un subsistema robusto de "ID de usuario/palabra de paso fija". Este subsistema incluye una gran variedad de funciones de manejo de palabras de paso, ofreciendo también la capacidad de mostrar palabras de paso de usuarios para comprobar si tienen una cierta longitud mínima, usan números y letras, no han sido usadas recientemente por el mismo usuario, no están en el diccionario, y no son equivalentes a ningún identificador de usuario. También, los privilegios de identificadores de usuario (user IDs) que han estado inactivos durante un periodo de tiempo pueden ser revocados automáticamente para prevenir el intrusismo. Este robusto sistema ofrece la posibilidad de sesiones encriptadas, con lo que aumenta la seguridad a la hora de intentar interceptar palabras de paso. Para evitar posibles ataques se pueden asignar timeouts de intentos fallidos sobre una determinada cuenta de usuario. A parte de la posibilidad de usar un doble nivel de palabras de paso, el acceso a un sistema THEOS también puede quedar restringido a una determinada dirección IP. El uso de dispositivos de encriptación de alta velocidad para sesiones remotas es también una opción en THEOS. En los casos de necesidad de un sistema de autenticación más potente, THEOS ofrece un robusto sistema de acceso mediante huellas digitales.

Las aplicaciones en THEOS no necesitan privilegios de administrador para ser ejecutadas, cosa que no ocurre en otros sistemas operativos como UNIX. Esto quiere decir que con THEOS, si un hacker fuera capaz de obtener los privilegios asignados a una determinada aplicación, éste no tendría control sobre el sistema completo. Para aumentar la seguridad contra el acceso no autorizado, el servidor de páginas web puede ser configurado de tal forma que todo el código que pueda ser ejecutado quede confinado en determinados directorios protegidos (como un CGI-bin). Como el hacker que se ha hecho con el control de una cuenta de otro usuario no tiene acceso a estos directorios, no puede introducir código ejecutable no autorizado. A la hora de instalar o configurar software en THEOS, se debe tener los privilegios de administrador.

El sistema de control de acceso permite a los desarrolladores definir tipos de accesos. Los típicos privilegios de lectura, escritura y ejecución pueden ser definidos para los recursos internos del sistema, como por ejemplo los ficheros y aplicaciones. En THEOS es fácil implementar la repartición de deberes y/o control dual (donde dos personas deben realizar una cierta acción de forma simultanea). También es fácil configurar el sistema de tal forma que la cuenta de administrador quede fragmentada en diferentes tipos de cuentas, reduciendo así la posibilidad de que cualquier persona con conocimientos informáticos pueda aprovechar esos privilegios. Por ejemplo, mediante esta fragmentación seremos capaces de diferenciar una persona que pueda instalar parches, de otra que pueda leer pero no modificar ficheros del sistema, y de otra que pueda ejecutar utilidades como la defragmentación de disco.

Desde los comienzos de THEOS, el acceso a su código fuente ha sido restringido a un número reducido de desarrolladores (de acuerdo con la política: los distribuidores/desarrolladores no tienen acceso al código fuente). La documentación también se restringe a aquellos que realmente necesitan saber. Por otro lado, la inusual estructura interna del código ejecutable hace realmente difícil que la seguridad del sistema se vea comprometida por los ataques de un hacker. Si la dirección de una compañía sospecha que alguno de sus empleados está incurriendo en un comportamiento no autorizado o abusivo, THEOS ofrece una utilidad que permite "observar" sesiones en tiempo real. Como si de fotos se tratara, se pueden guardar en ficheros diferentes instantáneas de diferentes sesiones, que luego podrán ser usadas como documentación de prueba en caso de necesidad. Los distribuidores/desarrolladores también pueden usar estas características para supervisar usuarios finales y para dar soporte de tipo Helpdesk a usuarios remotos.

Resistencia a caídas

Los más de 25 años de vida como producto comercial, han permitido al departamento de desarrollo pulir el código, corrigiendo errores y defectos para construir un sistema estable y fiable. Los servidores THEOS funcionan de forma continua durante muchos meses sin necesidad de rearrancar, y durante muchos años sin necesidad de recambios. Algunas instalaciones siguen usando procesadores 286, sistemas que fueron construidos en los años 90. Una encuesta reciente sobre más de 1000 usuarios revela que en una media de 9 años de operación, no se han producido ataques satisfactorios de virus ni de hackers, y sólo hay constancia de 8 caídas, las cuales fueron atribuidas a fallos hardware.

Debido a la estabilidad de THEOS, cada tres meses aparecen actualizaciones y nuevas versiones. La idea típica de "parchea o perece" aplicada a actualizaciones y nuevas versiones, no tiene sentido en el mundo THEOS. Con otros sistemas operativos, particularmente Windows, los "parches" y actualizaciones han sido principales causantes de caídas y disminución en el rendimiento global del sistema. Esta fuente de problemas, así como la necesidad de probar un gran número de "parches", desaparecen cuando hablamos de THEOS.

THEOS posee muchas rutinas internas de chequeo de estabilidad e integridad. Por ejemplo, los ficheros contienen un código de redundancia cíclica para asegurar que no han sufrido ninguna corrupción y/o no han sido objeto de ataques malintencionados. THEOS también ofrece una gran variedad de sistemas de alta disponibilidad, como por ejemplo arrays RAID 1-7, controladores de discos espejos, monitor de SAI (sistemas de alimentación ininterrumpida), rearranque automático y tarjetas de inserción/extracción en caliente (que permiten la continuidad del procesamiento mientras las tarjetas son intercambiadas). El sistema operativo usa el modelo de memoria segmentada de los chips Intel, lo que significa que ciertos tipos de desbordamiento de buffers son imposibles de llevar a cabo. También significa que la caída de una aplicación no implica la caída del resto de aplicaciones que son ejecutadas en un determinado sistema.

Entre otros factores que ayudan a preservar un entorno estable usando THEOS, podemos citar la existencia de un sistema de ficheros históricos (logs) que no se sobreescriben a sí mismos, sino que se permite la creación de ficheros adicionales. También existe la posibilidad de sincronizar automáticamente la hora de varias máquinas THEOS de acuerdo con una entidad externa autorizada. Después de un apagado inapropiado (por ejemplo un fallo en el suministro de energía), el arranque del sistema operativo, de manera automática, realiza una serie de rutinas internas que comprueban el sistema de ficheros y, en caso necesario, corrigen diferentes tipos de errores, como por ejemplo punteros incorrectos o enlaces perdidos. THEOS también es capaz de detectar ataques de tipo DoS (Denial of Service) en progreso, filtrando paquetes recibidos para que el servicio pueda continuar funcionando. Con THEOS se puede mantener una lista "negra" de DNS (servidores de dominio) y spam (correo no deseado), y permitir sólo conexiones con servidores de correo previamente definidos, ayudando a proteger al sistema frente a peligros que puedan quebrar su seguridad.

Ficheros y base de datos fiables

La tecnología fiable de THEOS ISAM (método de acceso secuencial indexado) es la razón primordial por la que THEOS ha estado más de 25 años en el mercado, soportando miles de aplicaciones en todo el mundo. THEOS ISAM forma parte del propio sistema de ficheros, demostrando una gran estabilidad y robustez como herramienta de mantenimiento de datos en esos miles de aplicaciones usadas por millones de usuarios finales. Básicamente hay tres tipos de ficheros soportados por THEOS: indexados, directos y de clave. Estos tres tipos de ficheros se basan en una clave y un registro, que el programador puede definir con una única instrucción para encajar la estructura de la información deseada. Esta simplicidad tan bien estudiada es uno de los pilares de la robustez intrínseca que posee la estructura de ficheros en THEOS. A parte de THEOS ISAM, es importante mencionar la existencia de un servidor de base de datos, TDB (THEOS Data Base). Este servidor es un sistema de manejo de base de datos (DBMS) que permite la integración de ficheros planos e ISAM en una base de datos de forma organizada. Una vez que las definiciones son llevadas a cabo, los datos están listos para ser accedidos mediante SQL u ODBC desde el mundo Windows.

Sin embargo, después de 25 años de experiencia, THEOS mantiene la idea de que una aplicación de misión crítica no tiene la necesidad imperiosa del uso de un motor de manejo de bases de datos, con toda la carga extra que ésto conlleva. Durante más de 25 años cientos de desarrolladores THEOS han sido capaces de manipular los datos de una forma transparente y directa usando THEOS ISAM. Estos desarrolladores han reportado una gran estabilidad y fiabilidad de sus datos, sin importar el tamaño o complejidad de los ficheros, y sin mostrar corrupción o pérdida de segmentos de datos. Los problemas de pérdida o corrupción de datos pueden aparecer al utilizar sistemas de bases de datos menos fiables.

Rapidez y facilidad de conexión en red

La capacidad de THEOS en cuanto a conectividad en red, se encuentra embebida en el sistema operativo, ofreciendo una implementación más rápida. THEOS posee una pila completa de protocolos TCP/IP, implementados con un sistema de configuración realmente intuitivo y fácil. Estos son algunos de los protocolos y servicios soportados actualmente:

  • FTP, protocolo de transferencia de ficheros, permitiendo el intercambio de ficheros entre sistemas. THEOS soporta tanto servidor como cliente.
  • TFTP, protocolo de transferencia de ficheros trivial, permitiendo descargas de firmware para diferentes dispositivos. THEOS soporta tanto cliente como servidor.
  • HTTP(S), protocolo de transferencia de hiper-texto, opcionalmente usando conexiones seguras mediante SSL (Secure Socket Layer). Este software permite construir un servidor web, y desarrollar CGIs y aplicaciones web totalmente funcionales. THEOS soporta el servidor, pudiendo usar cualquier navegador como cliente.
  • SMTP/POP3. THEOS ofrece un sistema con capacidad anti-spam y anti-virus en el lado cliente (Theo+Mail) y en el lado servidor (PostOffice).
  • Telnet, permitiendo a equipos locales o remotos conectar con un servidor THEOS. THEOS soporta cliente y servidor.
  • LPD/LPR, para compartir impresoras de red. THEOS soporta cliente y servidor.
  • TNFS/SMB (NetBios), como servidor y cliente, permite compartir discos duros, directorios o ficheros entre THEOS, Linux, Windows o cualquier dispositivo SMB.

Los protocolos propietarios de THEOS son:

  • NetLogin, similar a Telnet, pero es seguro y ofrece transferencia de ficheros.
  • TWindows, similar a NetLogin, pero para plataformas Windows. Este servidor permite que una THEOS WorkStation (paquete emulador para Windows) se conecte a servidores THEOS. Permite transferencia de ficheros, imágenes, interface de usuario distribuido, etc... Esta es la solución preferida para terminales.
  • TDB, servidor de bases de datos THEOS y motor de base de datos con SQL siguiendo la norma ANSI 92, y ODBC para Windows.
  • TNFS/SMB (NetBios), ofreciendo extensiones propietarias al protocolo SMB, con el fin de permitir la compartición de recursos de disco y ficheros usando el sistema de ficheros nativo. Por ejemplo, esto incluye la activación automática del bloqueo de registros al leer ficheros ISAM.

En un servidor THEOS, la red puede ser iniciada y detenida sin necesidad de reiniciar el sistema. El sistema es rápido, simple y está perfectamente integrado con el resto del sistema operativo. El entorno de red THEOS incluye un conjunto de comandos estándares sencillos y cómodos para cualquier persona familiarizada con Linux o Windows (comandos como: ping, finger, net ipcfg, telnet, sendmail, etc...).


soporte@cecalte.com
webmaster@cecalte.com
Tfno: +(34) 922-331690
Fax: +(34) 922-333254
Urb. San Miguel C/Buganvilleas Núm 6, La Orotava
CP 38312, Santa Cruz de Tenerife, España.
Inicio | Condiciones | Privacidad | Contactar
Copyright © 2017 Centro de Cálculo de Tenerife, S.L.
Todos los derechos reservados.
Visitantes del mundo a este sitio web